jueves, 4 de junio de 2009

EL CARTEL...CLÁSICO.

El dinámico concepto del cartel de Vanishing Point (1971), se basaba en el acomodo de los personajes en forma de una rueda, de cuyo centro parecía salir el automóvil Dodge Challenger.

Quentin Tarantino
rinde homenaje en Death Proof a una de las películas de persecuciones de autos emblemáticas de los 1970, Vanishing Point, incluyendo además un auto Dodge Challenger idéntico al de aquella película, dirigida por Richard C. Sarafian. El cartel de esta película combina muy bien la comicidad de la trama con una propuesta visual dinámica, que intenta simbolizar la velocidad de los autos en la película.

Dentro de una composición completamente céntrica, el acomodo de los personajes es de lo más original, emulando el giro de una rueda en contra de las manecillas del reloj. En el centro de esta composición circular, está la parte frontal del auto Dodge, rodeado de un colorido juego de luces barridas que convergen hacia el centro. Además de enfatizar el dinamismo de la composición, las luces rompen la monotonía cromática del exterior, es decir, la serie de personajes (en forma de ilustraciones) de un color sepioso-verdoso.




El cartel horizontal era una convencional ilustración, con una composición que de todas formas conseguía mucho dinamismo. Su diseño de título en perspectiva era lo más atractivo.

La ligera inclinación del coche hacia la izquierda, ayuda a señalar la lectura visual de los elementos que le rodean. Si observamos bien, los personajes son los mismos tanto en la izquierda como en la derecha, a manera de una imagen especular por ambos lados. Observando el cartel, uno deduce que la verdadera estrella de la película es el coche. Su juego de luces ayudan a darle mucho movimiento dentro de ese pequeño círculo obscuro en el que se encuentra encerrado. Forma un constraste dinámico entre el aparente movimiento frontal del coche (parece que se aproxima a nosotros), y el del giro de los personajes a la izquierda, acentuado visualmente con esas líneas barridas en sus cabezas y manos.

Gracias a esta interesante composición, el cartel puede respirar alrededor de estos elementos centrales. El fondo blanco representa el color del auto, y deja al diseñador con un espacio adecuado para el acomodo del tagline y el título. El tagline es como una traducción en palabras del concepto visual del cartel: “Tighten your seat belt. You never had a trip like this before” ("Ajusta tu cinturón. Nunca antes tuviste un viaje como este"). Debajo, el diseño tipográfico del título sorprende por su contradictoria sencillez, en contraste con la “rueda de personajes” superior. Su tipografía es de lo más estática y simple, sin estar inclinada hacia la derecha para simbolizar velocidad, lo que hace más interesante la depurada y tranquila propuesta tipográfica del cartel, que cierra con unos perfectamente legibles créditos. Me gustan ese par de márgenes inferior y superior, ya que sirven de contrapunto estático a la rueda que parece girar constantemente.

No hay comentarios:

Páginas vistas en total