jueves, 22 de marzo de 2012

PITCH BLACK * * * 1/2

Vin Diesel ve en la obscuridad y se enfrenta a peligrosos aliens.

A pesar de estar dirigidas por David Twohy, la primera parte de las aventuras espaciales de Richard Riddick, Pitch Black (2000) es infinitamente mejor que su secuela, The Chronicles of Riddick (2004). Como breviario cultura, Twohy ya se encuentra filmando la tercera parte. Vin Diesel interpreta al famoso Riddick, un peligroso asesino en poder de la policia. Es cierto, el tipo no tiene ápice de talento para actuar y no hay otro personaje que haga mejor que no sea el héroe de adrenalínicas películas de acción. Sin embargo, Pitch Black es una película de ciencia ficción fuera de toda la norma. Se nota que no tiene mucho presupuesto detrás, que está más dentro del "cine de autor" que de una superproducción hollywoodense, pero sus efectos especiales son aceptables y su trama es interesante. El guión toma mucho prestado de Alien y no hay personajes en extremo interesantes. Twohy no consigue involucrarnos mucho con cada uno de ellos. Un grupo de viajeros espaciales acaban atrapados en un planeta desértico, luego de que la nave en la que viajan acaba estrellándose. Radha Mitchell interpreta la piloto al mando de la nave oficial de la policia, y con muchas dificultades tratará de controlar al disparejo y variopinto grupo de pasajeros, acompañados por el calvo, peligroso y no muy amigable Riddick. 

Como si fuera un letal depredador, con ojos con pupilas lobeznas que brillan en la obscuridad (es capaz de ver en total obscuridad), Riddick acaba libre y a sus anchas. Nuestra piloto y los demás tratan de encontrarlo, pero se toparán con la sorpresa de que unas criaturas alienígenas habitan el planeta. Unos parecen murciélagos, otros son como una mezcla de los velociraptors de Jurassic Park con aliens. De hecho, luego de que -eso sí, muy previsiblemente- todos los personajes acaben unidos con un sólo objetivo, el sobrevivir, la película tendrá un ritmo y escenas de acción muy parecidas a Jurassic Park. Con la ayuda de Riddick, el grupo, formado por un agente oficial rebelde y con muy mala actitud (Cole Hauser), un anticuario, un niño (este nos dará una sorpresa más adelante), un religioso musulmán acompañado por otro niño, así como la clásica mujer morena fuerte y atlética, tendrán que escapar del planeta cuando una especie de noche eterna caiga sobre ellos y los aliens salgan al acecho.    

miércoles, 21 de marzo de 2012

INFAMOUS * * * * *

Esta es la película por la que Sandra Bullock debió de haber ganado el Oscar en 2010. Interpretando a la escritora Harper Lee, autora de To Kill a Mocking Bird y gran amiga de Truman Capote, su actuación es digna de, al menos, una nominación al Oscar. Como sea, es Truman Capote el personaje principal de Infamous (2006), interpretado portentosamente por Toby Jones. Su actuación me parece más arriesgada que la de Philip Seymour Hoffman en Capote (2005), película que podría ser una imagen especular de esta. Diferentes versiones y aproximaciones de una misma historia. Si por algo me gustó más Infamous, fue precisamente por la más completa, carismática. graciosa, sardónica y, a la vez, más dramática actuación de Tobey Jones, sin demeritar en lo absoluto la también extraordinaria actuación de Hoffman.

Producida por la Warner Independent Pictures, tenemos una combinación de falso documental con melodrama, que está por encima de ser un telefilme cualquiera. Esto por sus notables valores de producción, de grandes alcances para una producción independiente. Son dos los que merecen especial atención: su estupenda fotografía, de gran inspiración en especial en escenas exteriores, para captar en toda su magnitud los paisajes de la campiña de Kansas. Luego, su diseño de producción, rico en detalles que merecen una doble revisión del filme, una combinación entre lo kitsch (esos rojos intensos durante las reuniones, la inspiración japonesa en cierto restaurant) y los austero en las casas de campo. La historia es una adaptación del libro de George Plimpton, y no muy lejos de lo ya visto en Capote, es decir, la concepción y proceso que el escritor siguió para escribir el que es considerado como su mejor libro, "In Cold Blood". 

Sin duda, es una película menos fría y solemne que Capote. La aproximación que elige el realizador, Douglas McGrath (quien ha colaborado con Woody Allen como actor y coguionista, esto último en Bullets Over Broadway), es una más colorida, y no nada más desde el punto de vista del diseño y fotografía, sino por el sentido del humor y simpatía que el Capote de Jones (con todo y la característica voz) irradia en muchos momentos de la película. Es un Capote carismático, sociable, lleno de anécdotas (las de Humphrey Bogart son las mejores y las competencias de fuerzas de brazo agregan un aspecto interesante a la personalidad del personaje, por su abierta homosexualidad) y, lo más marcado, su excentricidad. Y aquí hay un punto más a favor que olvidaba, el diseño de vestuario. Pero también está el lado negativo de Capote, el indiscreto, chismoso, incapaz de guardar secretos íntimos de sus amigos y de cuestionable moralidad.

El reparto es muy atractivo. Además de Sandra Bullock, con un aire tranquilo y melancólico que no abandona nunca, participan Sigourney Weaver, Peter Bogdanovich, Isabella Rosellini, Hope Davis, Jeff Daniels y Daniel Craig (con pupilentes obscuros y cabello teñido), este último como Perry Smith, uno de los asesinos de la familia. Aquí la relación que se establece entre el escritor y el condenado a muerte va más allá de lo visto en Capote, en donde apenas quedaba sugerida la atracción que el primero  sentía por el asesino, en quien descubrió un alma sensible y artística. La celda se convierte en un pequeño espacio de confesiones, con momentos tensos, algo violentos, en donde el escritor de confesor se convierte en confesado, desnuda su alma y exhibe todas sus debilidades al condenado a muerte. Algo es seguro, si bien Capote utilizó a los dos presos como material para conseguir un famoso bestseller, no acabará inmune emocionalmente y la experiencia, se nota, lo dejó marcado de por vida. 

Toby Jones y Daniel Craig.


Páginas vistas en total