miércoles, 6 de febrero de 2013

FROM PARIS WITH LOVE * * 1/2

Otro thriller de gusto xenofóbico más del montón, instalado en Paris. La "Ciudad Luz", de alguna manera, tiene algo de atrayente para realizadores hambrientos por instalar esta clase de historias ahí. Pierre Morel ya nos dio una probada de esto en Banlieu 13 y Taken, dos entretenimientos culposos a pesar de todo. From Paris with Love (2010) pone a un John Travolta pelón, con barba de candado (se ve igual que en The Taking of Pelham 1,2,3), y una actitud antisocial muy engañosa al principio, junto a Jonathan Rhys Meyers. Ambos forman la improbable pareja que tiene que seguir la pista, primero, de unos narcotraficantes chinos (la escena de la "lluvia" de cocaina dentro del restaurante chino es divertida en toda su ridícula implausibilidad), lo que lleva a un gag que se basa en la incómoda situación en que el personaje de Rhys Meyers se ve a sí mismo, teniendo que llevar por media ciudad un florero lleno de la preciada droga. Luego, deben impedir un atentado terrorista planeado por un grupo musulmán. Meyers es un empleado de la embajada de EU en Francia, deseoso de convertirse en agente secreto de la CIA. Travolta será su mentor, interpretando al clásico espía yankee rompe-reglas en Europa, con un look de tipo duro ex presidiario. De entrada, uno apostaria que será el villano en la historia. La combinación es interesante, tiene sus momentos de comicidad y tensión (el personaje de Travolta revelando un lado más perspicaz de lo que podría suponerse), en especial cuando la novia de nuestro aprendiz entre en la ecuación, sin entender que es lo que pasa en la vida de su prometido. Es entretenida, con efectivas escenas de acción, aunque no importa lo evocador que sea homenajeando el título de una película de James Bond (From Russia with Love); creo que el filme será más memorable por el look de Travolta que por otra cosa. 

Jonathan Rhys Meyers y John Travolta en una incómoda situación.




Páginas vistas en total