jueves, 26 de marzo de 2009

EL CARTEL...CLÁSICO

La elegancia y estilización del mito alrededor de la muerte de Mozart, en el cartel de "Amadeus" (1984).

Regresamos a la década de los 1980 en esta sección, con otro cartel icónico del cine de esta década. Me refiero al cartel de la multioscareada Amadeus (1984), dirigida por el realizador checo Milos Forman, adaptación de la obra teatral escrita por Peter Schaffer. La película puso de moda a Mozart aquel año, y no tardó en asociarse la enigmática imagen del "personaje enmascarado" con el compositor austriaco (1756-1791) y el trágico destino que veíamos en la película.

De hecho, Schaffer se encargó de escribir el guión y su morboso atractivo estaba basado en la supuesta rivalidad a muerte que tuvieron Mozart (interpretado por Tom Hulce) y el compositor italiano Antonio Salieri (F. Murria Abraham, ganador del Oscar a Mejor Actor). Se ha comprobado que esto no es más que un mito, ya que Salieri y Mozart apenas y se vieron unas cuantas veces, y esta leyenda comenzó con la obra "Mozart y Salieri", escrita por Alexander Pushkin en el siglo XIX. El personaje enmascarado del cartel está basado en los antifaces que se utilizan en la obra teatral, y a su vez, en el misterioso hombre que encargó a Mozart su famoso Réquiem, su última gran obra, a nombre de un sujeto que no ha sido identificado.

El cartel es en su totalidad una ilustración, seguramente realizada al acrílico, y su atractivo central es el personaje enmascarado, con tricornio y las manos extendidas, en actitud de estar rodeando una ciudad, con seguridad Viena, donde Mozart vivió la mayor parte de su vida hasta su muerte. El tono rosa degradado del fondo, sugiere lo que puede ser o un amanecer o un atardecer. Se cree que Mozart murió poco antes del amanecer del 5 de diciembre de 1791.

El cartel francés, poco conocido, anacrónico (el modelo del piano no es del siglo XVIII) y no muy logrado.

Otra cosa que llama la atención, es el destello de luz que está entre el personaje y la ciudad, que da la sensación de formar parte de la misma luz del fondo. Esto le da al personaje una calidad fantasmagórica, al dar la impresión que esta luz se encuentra atravesándolo por el pecho. En su frente vemos la imagen de la Reina de la Noche, uno de los personajes de La Flauta Mágica, la última ópera que compuso Mozart.

Lo que caracteriza al cartel es lo estilizado de todos sus elementos. La ciudad es sugerida por delgadas líneas blancas, coloreada de negro por la capa del personaje. Es un cartel obscuro y sobrio, toda su composición es céntrica. Ha sido usada la idea del personaje con antifaz para los carteles de las representaciones teatrales hasta la fecha.

Otra de las cosas que llama la atención, es que ninguno de los personajes principales aparece en el cartel. Le da al personaje con antifaz una importancia crucial. Su enigma radica en que no nada más podría ser el hombre que encargó a Mozar el Réquiem, sino su padre, quien jugó siempre un papel importante en toda su vida. En la escena de la fiesta de disfraces, podemos ver a su padre (Roy Dotrice) vestido de capa negra, tricornio y antifaz, memorable escena en donde Mozart ridiculiza a Salieri. Según la película, pudo haber sido el mismo Salieri el hombre que se disfrazó de negro, para manipular psicológicamente a Mozart, al usar esta "imagen" para hundirlo emocionalmente en una locura de la cual ya no pudo salir.

En cuanto a la tipografía, es de un diseño igualmente sencillo y sobrio. El tagline, aunque no es malo, siento que explota el morbo por la rivalidad Mozart-Salieri: “The Man…The Music…The Madness…The Murder…The Motion Picture”. Y abajo del título, del cual llama la atención su “S” final en mayúscula, leemos el cierre del tagline: “...Everything You’ve Heard is True”. Todo es de una legibilidad lograda, incluyendo los créditos en la parte inferior.

En definitiva, un cartel elegante y sencillo, que explota de una manera efectiva el color negro como símbolo de muerte y misterio. Un cartel sujeto a muchas interpretaciones para los que (como yo) viven atrapados por el misterio de la muerte de Mozart.

No hay comentarios:

Páginas vistas en total