martes, 3 de febrero de 2009

LILJA-4-EVER * * * 1/2

El escenario en el que se ambienta la historia de Lilja 4-Ever (2002) es el de alguna ciudad en Rusia, y las cosas para Lilja (Oksana Akinshina muy guapa), chica adolescente, cada vez se ponen más difíciles, luego de que su madre (Lyubov Agapova) emprenda un viaje a Estados Unidos, dejándola abandonada.

Resulta claro desde el principio, en este largometraje dirigido por el sueco Lukas Moodysson (Fucking Amal, Tillsammans, Terrorister,..) que los problemas sociales expuestos girarán en torno a lo fácil que será para una chica caer en la prostitución, teniendo todo en su contra: una tía nefasta que la saca de su apartamento, la falta de dinero para cubrir los gastos, y su adicción al pegamento para escapar a su realidad.

Lilja tendrá el consuelo de su amigo Volodya (Artyom Boguckarsky), un solitario chico también adicto, su confidente y especie de “ángel guardián”.

En la entrañable amistad de Lilja y Volodya está mucho del encanto de la película, aunque buena parte del drama sobreviene de sus amargas vidas. Lilja es una hija no deseada y un estorbo para la nueva vida que su madre planea hacer en América. Dentro de toda su miserable existencia, Lilja es grosera, altanera y nada altruista con su anciana vecina, a la que es incapaz de ayudar a recoger unas papas en las escaleras.

A pesar de las pocas alternativas que tiene para salir adelante (pedir trabajo en una tienda, aceptar ayuda social) Lilja elije el camino de la prostitución, gracias a una amiga. La aparente salida a sus problemas será Andrei (Pavel Ponomaryov), un tipo que se mostrará ante Lilja amable y que desea ayudarle llevándosela a Suecia a trabajar. Sin embargo, esa vida está años luz de ser el “paraíso” prometido que esperaba.

Lilja 4-ever es un relato sencillo sobre la amistad en los tiempos difíciles, una historia estremecedora en su segunda mitad, que sirve como vehículo para exponer un grave problema social: la prostitución infantil y las redes “ocultas” que operan sin problema en muchos países de Europa.

El dramático final de la película, me dejó pensando si todo lo que termina pasándole a Lilja es una suerte de castigo divino, por lo mal que se portó en muchas ocasiones. Según lo expuesto por Moodysson, yo creo que sí. Todo ello se piensa mientras vemos a Lilja y Volodya jugar juntos, en algún lugar de ese “paraíso” tan soñado por ellos.

++ Lilja-4-ever se exhibió en el Festival de Cine de Gijón. El DVD incluye trailer, ficha artística, ficha técnica, biografía, filmografía del director, y galería fotográfica.

3 comentarios:

Pandy dijo...

Oh this movies very sad, i didnt cry but it managed to get me pretty angry

Àlex Frias dijo...

Indeed is a very sad story, but I think that it's got its own charm don't you think Pandy? The friendship between them is so memorable, and the resolution is,...well, celestial :-)

Pandy dijo...

indeed its got some charm in the friendship field but the situation was very fucked up, and it makes me angry because that really happens.

Páginas vistas en total