miércoles, 23 de septiembre de 2009

Y...¿CÓMO LE PONEMOS?

"¿Te parece esto...sexy?"






Llega esta semana a las pantallas españolas, la más reciente película de Ang Lee, Taking Woodstock, luego de su controversial melodrama erótico de espionaje Se jie. Coincidiendo con el 40 aniversario del festival, Taking Woodstock se titulará en España “Destino: Woodstock”. No me desagrada el título, aunque cambia un poco el sentido del título original y a lo que quiere hacer referencia. La trama narra una historia basada en hechos reales, sobre el papel que jugó Elliot Tiber (Demetri Martin) para que el legendario festival de Woodstock se llevara a cabo. Siento que "Destino: Woodstock" hace más referencia al viaje que hace el protagonista desde Greenwich Village, Nueva York, a la localidad de Woodstock, cuando lo importante en la película es la experiencia que tiene Tiber en el festival Woodstock. Tal vez algo como “Conquistando Woodstock” hubiera funcionado mejor. Como sea, es bueno el título español, al menos mucho mejor que el título francés, “Hotel Woodstock”. Ah, por cierto…¡Amor y Paz!

Tenemos ahora varias películas que se han quedado sin título en español. La primera, Jennifer’s Body protagonizada por la preciosa Megan Fox y escrita por Diablo Cody. No le veo ningún problema a titularla “El cuerpo de Jennifer”, en especial, cuando Jennifer es interpretada por Megan Fox. ¿En qué estaban pensando los distribuidores, si es que estaban pensando? ¿Cuál es el propósito de dejarla en inglés? Habría un efectivo gancho comercial al titularla en español “El Cuerpo de Jennifer”, en especial para nosotros, público masculino. Bueno, supongo que la película se vende sola con la espectacular fotografía de Megan Fox, sentada en un escritorio y dentro de un salón de clases, en el cartel. En Italia se tradujo literalmente como “Il Corpo di Jennifer”. ¡Me gusta cómo suena!

La segunda película sin título en español es Oceanworld 3D, un documental sobre la vida marina en 3D. El estilo es como “La Marcha de los Pingüinos”, sólo que aquí es una tortuga marina la que nos narra su vida en el mar, con la voz de Marion Cotillard. De nuevo, una decisión inexplicable (como normalmente lo son en estos casos) de dejar el título en inglés, cuando algo como “Mundo Marino” o “Mundo Oceánico”, hubiera sido magnífico. De hecho, el documental es de producción francesa. En fin, allá ellos. Otro documental, The September Issue, sobre la producción de la edición de septiembre de 2007 de la revista Vogue y su editora, Anna Wintour, también se ha quedado sin título en español. ¿Había algún problema con títularla “El número de septiembre” o “La edición de septiembre”? ¿Por qué siempre serán los documentales los que tienen que pasar por esto en España?

Finalizamos con los buenos (o menos conflictivos) títulos de la semana, que los hay, por difícil que parezca. La nueva película de Bruce Willis, Surrogates, una historia de ciencia ficción (que luce como una mezcla de I Robot y Matrix), en España se titulará “Los Sustitutos”. ¿Estaremos ante una buena actuación de Bruce Willis, como la que ofreció en Twelve Monkeys?

No hay comentarios:

Páginas vistas en total